viernes, 8 de agosto de 2008

Tiempo de amor y desamor


Para los que seguimos y no seguimos.

Ni contigo, ni sin ti.

No se por qué extraña razón en verano todas las parejas sufren.

Típico el rechazo del abrazo sudado, las distancias kilométricas en la cama, los celos inútiles por escotes mas perfectos ó culos mas apretados.

Quien más, quien menos, enseña y mira.

Quien más, quien menos, se resiente o por falta de compañía o por exceso de ella.

Quiero frío por favor, quiero mimo en el nido.